Shukhrat y Gabriela // Boda en Alicante.

Gabriela nos cuenta su boda: Nuestra amiga Ana nos dedicó unas preciosas palabras durante la ceremonia. Esta frase describe bien nuestro mundo, nuestra boda:

“No me digan que la vida no es caprichosa. Puso a un kazajo en Francia para enamorar a una española”. Así que podéis imaginaros. Esta fue una boda muy internacional. Con familia y amigos muy dispares pero con un sentimiento común, la felicidad. Shukhrat me pidió matrimonio en Oporto y desde ese día soñamos con lo que para nosotros es una boda perfecta: una ceremonia emocionante, una buena cena y una fiesta memorable. Nos esforzamos, nos rodeamos de los mejores profesionales y lo conseguimos. ¡No podría haber sido mejor!

Yo quería un vestido sencillo, en el que me sintiese cómoda, tenía bastante claro el estilo así que cogí un montón de ideas y fotos y fui a ver a una modista en Alicante. Y así fue como poco a poco entre mi madre, mi hermana y yo fuimos creando mi vestido. Shukhrat compró su traje en Hugo Boss, la corbata en Scalpers y yo le regalé los gemelos de Loewe.

Shukhrat trabaja en el mundo del vino así que eligió los vinos del cóctel y la cena que fueron de Bodegas Comenge. Yo trabajo como repostera en mi propia empresa, “Gabriela · Tartas y dulces” (651979091) así que monté una mesa llena de mis tartas preferidas: carrot cake, nutella, naranja y fresas, brownies,... A la florista y decoradora no tuve que elegirla. Ella ya estaba en mi vida. Soy una chica con suerte. Aunque si hubiera tenido que elegir, la habría elegido a ella, eso seguro! Chitina (620449842)  me hizo el ramo de novia perfecto. Ella me conoce bien así que no hubo que hablar mucho. Le pedí que fuera grande y tuviera color. Y ella creó esa maravilla. Para la cena decidimos poner mesas alargadas. Nos hacía ilusión. Shukhrat y yo nos sentamos con nuestros amigos y nuestros padres con los suyos. Fuera protocolos. Todos contentos. Chitina llenó el jardín de luces de verbena, las mesas de verde, la ceremonia de flores silvestres y una gran mesa de rosas en el centro del cóctel impresionante.

Nuestros amigos Carlos y Charlie cantaron en la ceremonia lo que la hizo todavía más especial y emocionante. Gracias chicos!

Videofrafo: David Rodriguez